viernes, septiembre 22

el bolso de mamá

Hay veces que los post a modo de adivinanzas que escribe A. V. me provocan una curiosidad de niña pequeña. Una sensación que seguro todos hemos sentido. Cuando mamá llega deprisa, deja el bolso con desgana en la silla del comedor y se va al cuarto a liberar esos pies cansados. ¡Tu tesoro al alcance de la mano! Alvaro, seguro que esa emisora amiga es la misma que la mía pero a esas horas a mi no me toca viajar. Puedo imaginar por dónde van los tiros pero... ¿me dices su nombre?.

2 comentarios:

Á.V. dijo...

La mía es una torpe adivinanza, amiga. Si no cité el nombre del "opinador" es porque no sólo no es influyente, como decían, sino que, para los más (no digamos ya para los que no son extremeños), es un perfecto desconocido. Un don nadie, vamos. Fíjate, hasta se confundieron al nombrarlo. Daba igual.
Da pena, insisto, que para una vez que salimos en la SER y para tratar un asunto de alcance, llamen a un tipo así. Sólo eso.¡Y menudo rollo soltó!

puerto blázquez dijo...

Gracias! Tienes razón, puede que lo de menos sea el nombre. Me quedo con las sensaciones que me produjo el texto.